El camino del Tao

Un maestro sabio y su discípulo caminaban por el bosque, cuando vieron una humilde casa de madera, en donde vivía una familia muy pobre.

El maestro le preguntó al padre de familia, cómo hacían para sobrevivir en esas condiciones. Y el hombre le dijo: – Nosotros tenemos una vaquita que nos da leche y con el poco dinero que ganamos vamos tirando

Cuando el maestro y el alumno se fueron, el maestro le ordenó a su discípulo: – Mata a la vaquita.

El alumno, sin saber si hacía bien, fué a buscar a la vaquita y la tiró por el precipicio.

Unos años después, el alumno arrepentido, fué a visitar esa vivienda, para pedir perdón a la familia.

Entonces vió que la casita, ya no estaba en las penosas condiciones de antaño, el jardín estaba cuidado y la familia vestía bien. El padre de familia le contó al discípulo:

Nosotros antes vivíamos de una vaquita, que cayó por el precipicio, como era nuestro medio de supervivencia, tuvimos la necesidad de hacer otras cosas y poco a poco fuimos descubriendo habilidades que no sabíamos que teníamos. Gracias a ello, ahora vivimos cómodamente.

2500 años después, se sigue leyendo este libro

La palabra china TAO significa vía, camino. La filosofía del Tao proviene del libro Tao Te kin (el libro del camino y la virtud), que la tradición atribuía al pensador chino Lao Tsé.

Para el taoísmo, el mundo no es algo que viva separado de nosotros y que tengamos que dominar o someter. Para el Taoísmo, el arte de vivir se parece más a la navegación que la guerra.

Hay que conocer los vientos y las mareas, confiando en el curso de la naturaleza y en el Universo.

Lao Tsé dice que hay que correr riesgos, pues sin ellos no hay libertad. Para el Taoísmo una elección verdaderamente libre, es aquella que nos pone en juego nuestra propia existencia una apuesta.

En el fondo todos tenemos una vaquita, que nos hace sentirnos seguros pero también ser dependientes. Para cada persona esa vaquita tiene diferentes envoltorios, puede ser un trabajo, la familia o las posesiones materiales.

Todo eso que nos mantiene en nuestra zona de confort, que nos cuesta abandonar por el miedo a abandonar lo que nos dá seguridad.

El estilo de vida del Tao

Wu Wei, es el estilo de vida de los que siguen la filosofía del Tao.

Se basa en el principio de “no acción”, dejándose llevar por el fluir de la vida, con la menor resistencia posible. Estando presentes, aunque duela:

  • sintiendo
  • observando la mente, observando los pensamientos sin creermelos
  • e interactuando con la realidad.

Un nuevo modo de vivir la vida sin esfuerzo, ese que la sociedad occidental tiene en tan alta estima. Y si bien, esforzarse es necesario para conseguir cosas, a veces no nos lleva donde queremos.

Para salir de la zona de confort, hace falta aceptar las cosas tal como nos pueda llegar.

Para aquellas personas que viven en modo supervivencia, puede resultar más difícil, entender esta filosofía de vida oriental.

Para que lo entiendas mejor, te pongo esta conferencia, en clave de humor que Borja Vilaseca, impartió en la Casa del Libro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *